Inicio » Carrera Profesional

Carrera profesional. Demandas individuales

Enviado por en 19 abril, 2007 – 1:00 AMSin comentarios

Carrera profesional. Demandas individuales

Si el contenido de los Decretos de Carrera es infumable, el proceso de asignación individual de niveles encaja perfectamente en el término “kafkiano”, con toda la carga  de arbitrariedad, injusticia absurda e indefensión frente a la burocracia, que contiene este neologismo.

El proceso de asignación de niveles ha dejado, tras su paso, dos grupos: el mayoritario de “escépticos-aliviados” (los que han alcanzado el nivel esperado) y el minoritario, por ahora, de “heridos-humillados” (los que no alcanzaron el nivel). Casi nadie ( a excepción de los dirigentes de la empresa) pertenece a un posible grupo de “partidarios-convencidos”.

Con este panorama, no es de extrañar que existan más de 300 demandas individuales, muchas de las cuales se llevan desde los servicios jurídicos del Sindicato Médico.

Las demandas debieran ser fáciles y sencillas porque la injusticia e ilegalidad de los hechos demandados es evidente………….. a los ojos del sentido común, pero no tanto cuando nos quieren enmarañar en las redes, vericuetos y laberintos, no de la Justicia, sino de los Procedimientos Judiciales.

Osakidetza, siguiendo la táctica de enmarañar y perder tiempo, está solicitando que todos los casos se vean en Vitoria, en un único tribunal. Lo que pretende es que sea un sólo Juez quien vea todos los casos, y además en conjunto, sin atender a las circunstancias particulares de cada uno. De esta manera, es probable que al Juez le entre “vértigo” al pensar en las consecuencias que un fallo favorable al médico pudiera tener en Osakidetza. En una palabra, se puede influir mejor en un único Juez que en varios de ellos.

Si a esto sumamos que se trata de un asunto antipático para cualquier Juzgado, se puede entender que estemos ya metidos en una batalla judicial para determinar si los procesos hay que verlos en Vitoria o cada uno en su Provincia. Esto va para largo, pero no vamos a desfallecer.

Deja tu comentario

Comentarios