Inicio » Sentencias

El insulto proferido contra el médico es desacato, según una sentencia

Enviado por en 2 noviembre, 2005 – 1:00 AMSin comentarios

Un juzgado de Instrucción de Jaén ha dictado un auto en el que califica como desacato el menosprecio verbal realizado contra un médico. El magistrado basa su argumentación en que el facultativo, cuando ejerce sus funciones, tiene la consideración de una autoridad pública.

Un paciente ha sido condenado por el Juzgado de Instrucción Nº 3, por calificar a su médico de “veterinario para mulos”. A juicio del magistrado encargado de dictar sentencia, el insulto está tipificado por el Código Penal, art. 634, según el cual serán castigados con la pena de multa de diez a sesenta días “los que faltaren al respeto y consideración debida a la autoridad o a sus agentes o les desobedecieren levemente cuando ejerzan sus funciones”.

Según Antonio Salmonar, titular del Juzgado de Instrucción nº3, la falta se encuadra dentro de las que el Código Penal recoge contra el orden público, por lo que la pena es mayor que el insulto realizado a un médico privado en su consulta, que sería castigado como una falta contra las personas.