Inicio » Noticias 2021, Opinión, principal

Sindicato Médico de Euskadi, SME: CONÓCENOS

Enviado por en 14 abril, 2021 – 10:35 AMSin comentarios

IRAKURRI EUSKARAZ

Hoy queremos contarte quiénes somos y a qué nos dedicamos. Volver a presentarnos ante aquellos a quienes nos debemos: los facultativos sanitarios.

Sindicato Médico Euskadi SME ConócenosSomos SME: Sindicato Médico de Euskadi. El término “sindicato” puede sugerir que únicamente somos un sindicato “de pancarta”. Nada más lejos de la realidad. Evitemos ideas erróneas. La Real Academia Española (RAE) define el término “sindicato” como “asociación de trabajadores para la defensa y promoción de sus intereses”. El SME, concretamente, es un sindicato profesional dirigido por y para los facultativos sanitarios.

 

Qué implica ser un sindicato profesional

Implica defender los intereses sociolaborales de nuestros integrantes. La empresa cuenta con profesionales dedicados a defenderla en sus relaciones con sus trabajadores. Por ello, es fundamental que exista un colectivo que cuide a esos trabajadores.

Los colectivos sindicales profesionales se caracterizan por:

  1. No tener adscripción política.
  2. Estar integrados por grupos homogéneos de personas, con los mismos intereses y mismas condiciones de trabajo.
  3. Diferenciarse de los sindicatos de clase tradicionales en no inmiscuirse ni interferir en asuntos ajenos a los intereses sociales, profesionales y/o laborales de sus integrantes.
  4. Financiarse principal y casi exclusivamente con las cuotas de sus afiliados o miembros. Esas cantidades se destinan única y exclusivamente a hacer frente a los gastos ocasionados en su actividad.

La unión hace la fuerza

A día de hoy, en solitario, los trabajadores no pueden conseguir mejoras en sus condiciones laborales y económicas. La fuerza en la negociación de cualquier colectivo se basa en tres parámetros:

  • El número de integrantes.
  • Los objetivos acordados, que deben ser una referencia permanente y de la que no hay que desviarse.
  • Tener un interlocutor válido ante Osakidetza, en este caso, el Sindicato Médico de Euskadi.

En el SME, nos concierne cada facultativo y sus circunstancias. Cada uno de nosotros suma a la hora de construir un colectivo con fuerza y poder suficientes para que nuestras reivindicaciones sean escuchadas. Es trabajo de todos.

Sindicato Médico de Euskadi Conócenos EjecutivaEn julio renovamos la junta directiva, pero comenzamos hace 40 años. Al principio denominándonos “médico”, pero en la actualidad englobamos también a otros facultativos (farmacéuticos, psicólogos, biólogos, microbiólogos, etc.), pese a nuestras siglas. El eslogan del Sindicato Médico de Euskadi, “Tu voto nos da la fuerza”, es una realidad y un mantra para nosotros. La unión nos legitima y nos da un poder inmenso para lograr nuestros objetivos.

Somos más de 6.000 facultativos en Euskadi. Es imprescindible que se nos oiga y que tengamos la representatividad que nos corresponde, pues significamos el 25% de toda la plantilla de Osakidetza.

Herramientas para conseguir nuestros propósitos

En el Sindicato Médico de Euskadi, propugnamos un sistema sanitario público y bien dotado, compatible con el ejercicio libre de la medicina. Buscamos que se reconozca el papel del médico como eje central y fundamental del mismo.

Para lograr nuestros objetivos, contamos con:

  1. Delegados sindicales. Son los representantes del Sindicato en los centros de trabajo, el primer punto de comunicación e información. Se relacionan también con la Dirección de esos centros para la defensa de sus miembros.
  2. Asesoría Jurídica. Tiene dos labores fundamentales:
    • Asesoramiento interno a los miembros del Sindicato para el estudio y contestación a nuevas normas jurídicas que presenta la empresa o el Gobierno.
    • Planteamiento de procesos jurídicos individuales de los afiliados y la defensa jurídica de la organización.
  3. Gabinete de comunicación. Se ocupa de la comunicación interna y externa del Sindicato y difunde los mensajes y las opiniones de la organización a cualquier medio.

Además, todos los sindicatos tienen que estar inscritos en un registro del Gobierno y la Ley exige que su funcionamiento sea democrático.