Inicio » Opinión, principal

Atención Primaria: Muerte de una crónica anunciada

Enviado por en 9 septiembre, 2021 – 5:15 PMSin comentarios

IRAKURRI EUSKARAZ

Ya lo veníamos advirtiendo: la Atención Primaria está en peligro de muerte. Hace unos días, la consejera de sanidad, Gotzone Sagardui, señalaba la falta de personal médico en la Atención Primaria y la “imposibilidad de poder cubrir todas las plazas”. Nada nuevo en el horizonte para el Sindicato Médico de Euskadi (SME) que desde 2008 llevamos alertando a la Administración vasca del deterioro progresivo de la Atención Primaria  agravado de forma importante durante la crisis sanitaria Covid 19. 

Nos llama la atención que la consejera de sanidad se lamente ahora de la falta de personal en una plantilla que ha sido maltratada sistemáticamente por la empresa a lo largo de los últimos años. Sagardui parece sorprenderse de una situación que desde el SME ya denunciamos en noviembre de 2020 en una comparecencia en el Parlamento Vasco. Estas declaraciones no son más que la crónica de una muerte anunciada: la Atención Primaria está seriamente debilitada, asfixiada con cargas de trabajo progresivas y una plantilla precaria sin posibilidad de mejora ya que prácticamente no hay facultativos en las listas de sustitución.

Además, con el verano, está situación se ha recrudecido, y los profesionales en general (fundamentalmente, Atención Primaria, PAC y urgencias hospitalarias) se han visto forzados a prolongar jornadas y doblar turnos para cubrir así las vacaciones y ausencias de otros compañeros y compañeras.

Esta sensación o mejor dicho, realidad, de “non-stop” repercute directamente en el ánimo de los facultativos que cada vez se sienten más agotados y faltos de ilusión; más si cabe, tras este duro y prolongado periodo de pandemia en el que todo el sector sanitario ha trabajado y trabaja con toda la fuerza y medios de los que dispone.

El Sindicato Médico de Euskadi conscientes de la pésima situación de la Atención Primaria, con el fin de estabilizar la plantilla existente y, a su vez, atraer profesionales a Euskadi, negociamos y conseguimos más de 300 plazas para Atención Primaria en la próxima OPE 18/19.

Hace unos meses publicamos los siguientes datos en nuestra página web:

  • En Euskadi, Osakidetza dispone de 131 UAPs (Unidades de Atención Primaria) y 320 centros de salud, en los que trabajan 1.404 médicos de familia y 323 pediatras.

  • La Medicina de Familia llegaba a la última semana de la elección MIR con el 81% de sus 2.338 plazas sin asignar, en el último día quedaban 744 plazas libres y la última plaza libre de Médico de Familia ha sido el número de orden 9.845. Para muestra, un botón.

Evidentemente, estos datos no presagian un futuro muy alentador. Por lo tanto, señora consejera, es tiempo de actuar y dignificar la Atención Primaria como se merece.

¡Deja un comentario!

Tienes que estar autentificado para escribir un comentario.